Domingo, 19 de Noviembre de 2017
   
Texto
Agregar sitio a FavoritosAgregar página a FavoritosHacer página de inicioCompartir esta páginaEnviar Email con esta páginaImprimir esta páginaGuardar página como PDF

Búsqueda en Arrabal o Google

Youtube 32x32FaceBook-32x32twitter-32x32Tuenti2bloggerSur


CaixaProinfancia ayuda a 4.592 familias a salir de la exclusión

(0 votos, media 0 de 5)

fotonoticia 20140403135854 500La Obra Social "la Caixa" destinó el pasado año 5,9 millones de euros a CaixaProinfancia, para romper el círculo de la pobreza hereditaria y que permitió atender a casi 7.400 menores y 4.592 familias. En este 2014 se amplía el radio de acción en Los Asperones, La Corta y Carretera de Cádiz; lugares que ahora contarán con un mayor apoyo. En total, se destinarán 6.050.000 euros en este ejercicio.

Este programa de atención a la infancia en situación de pobreza y exclusión cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Málaga y de 28 entidades sociales, coordinadas por Cáritas Diocesana, Incide y EAPN Málaga. .

El concejal de Derechos Sociales, Francisco Pomares, ha resaltado que se trata de una iniciativa "estable y continua" que ha ido evolucionando y adaptándose a las nuevas circunstancias que se han ido detectando en la sociedad. En ello ha tenido mucho que ver el trabajo en red con las entidades sociales y la colaboración de la Universidad de Málaga a la hora de hacer un mapeo de las áreas de más necesidad de la ciudad.

El director territorial de "la Caixa" en Andalucía Oriental, Victorino Lluch, ha hecho hincapié en que CaixaProinfancia es un proyecto de continuidad, lo cual permite trabajar con un itinerario personalizado y ayuda a lograr los objetivos planteados. Ha señalado que el 72 por ciento de las familias repiten en este ejercicio y ha incidido en que el refuerzo educativo es "fundamental" en los barrios marginales; así como el apoyo a las familias y la atención y terapia psicosocial.

El director del Área Social de la Fundación "la Caixa", Marc Simón, ha recordado que la pobreza "se hereda" y le viene añadida a muchos menores por el lugar en el que nacen. Para cambiar esto, los niños tienen que tener mayores oportunidades y en ello es crucial la educación. Simón ha recordado un estudio de la Fundación Jaume Bofill en el que se indica que la educación determina la posición social y es factor clave para democratizar las oportunidades. Además, casi la mitad de los que han ascendido socialmente es porque han incrementado su nivel educativo.

Este hecho, que hace unos años no se tenía en cuenta, hoy ha cambiado y son muchas las familias que entienden que una mayor educación es "la clave para tener esperanza de futuro", tal y como ha indicado la coordinadora en Málaga --en representación de Incide--, Marina Marco. Por tanto, la educación es "un factor clave" para generar oportunidades futuras y romper ese círculo de pobreza hereditaria. Entre los servicios que incluye este programa, el 66,39 por ciento están relacionados con la educación y el 33,61 restante con el entorno.

En los tres nuevos barrios en los que se interviene en este ejercicio se destinarán 50.000 euros en cada uno. Esto, según Simón, permitirá atender a unos 150 niños más, una cifra que, no obstante, puede ir cambiando. Málaga es la tercera ciudad, por detrás de Madrid y Barcelona, en volumen de atención, en gran medida porque existe más coordinación entre los implicados.

La coordinadora de CaixaProinfancia, Marina Marco, ha señalado también que hoy por hoy muchas de las familias sobre las que se interviene no pertenecen a barrios marginales, ni son numerosas ni monoparentales, sino que son personas que han perdido su trabajo y que necesitan la ayuda, no solo económica, también psicoterapéutica, para que sepan resolver los conflictos y tensiones que se producen por la situación económica y sin que afecte a los menores.

CaixaProinfancia se dirige a familias con hijos de entre cero y 16 años en situación de pobreza y exclusión social. Así, se impulsan acciones para promover el desarrollo de los menores y sus familias para generar más oportunidades.

En el conjunto de los incluidos en este programa, la totalidad reside en un entorno familiar de pobreza severa o relativa. La mitad, además, tienen dificultades graves para comprar alimentos o medicación necesaria; el 57 por ciento de los que sustentan la unidad familiar no tiene estudios o estos son básicos y el paro tiene mucho que ver, puesto que el 62 por ciento de los padres o madres están en desempleo y el 25,6 por ciento no reciben ningún tipo de prestación pública.

Desde 2007 a 2013, este programa ha atendido en Málaga y su área metropolitana a 23.025 menores, del total de 39.553 del conjunto de Andalucía; y 13.090 familias, de las 22.511 andaluzas a las que se ha prestado asistencia. El objetivo fundamental es romper la línea de transmisión de la pobreza de padres a hijos y favorecer el potencial de los menores y su futuro.



Comentarios (0)
Solamente los usuarios registrados pueden dejar comentarios

Formulario de acceso

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Ya se han establecido las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial del sitio. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de cookies.

Acepto las "cookies" de este sitio.

EU Cookie Directive Module Information