Domingo, 19 de Noviembre de 2017
   
Texto
Agregar sitio a FavoritosAgregar página a FavoritosHacer página de inicioCompartir esta páginaEnviar Email con esta páginaImprimir esta páginaGuardar página como PDF

Búsqueda en Arrabal o Google

Youtube 32x32FaceBook-32x32twitter-32x32Tuenti2bloggerSur


Una historia de inserción con nombre propio

(0 votos, media 0 de 5)

DSC 0131Ramón Robledo nos cuenta su historia de inserción, unas de las muchas que se consiguen gracias al Programa Reincopora de La Caixa, que desarrollan en Málaga el CIS y Arrabal-AID. Su paso por la cárcel por un delito cometido a los 18 años, cómo forma una familia o encuentra trabajo en la Tapería Abreboca forman parte de este relato.

En diciembre de 2011 ingresa en el CIS 'Evaristo Martín Nieto' de Málaga y entra en contacto con el equipo de educadores y trabajadores sociales de allí, "que me presentan al equipo de orientadores de la Asociación Arrabal y las actividades que realizan", dice Ramón quien añade que "gracias a mi orientadora, Silvia González, participo en talleres de búsqueda de empleo y manejo de Internet y, lo que es más importante, empiezo a sentirme acogido y realizado", al tener un acompañamiento permanente, "con alguien que me ayuda no sólo en cuestiones de trabajo sino que me motiva a vivir la vida de otra forma".

En febrero de este año participa en el Programa Reincorpora de la Caixa en un curso de 300 horas en el que aprende todo lo relacionado con atención al cliente, habilidades comerciales y competencias útiles para encontrar empleo en distintos sectores "e incluso desarrollar mi inteligencia emocional". Después de la formación, puso en práctica todo lo aprendido en el entorno de una empresa y también compartir sus conocimientos en un aprendizaje-servicio con otros compañeros del CIS, "para que ellos también pudieran beneficiarse de mis conocimientos".

En mayo termina el Programa Reincorpora y sigue con las técnicas de Arrabal, Gema y María José, "quienes me ayudan en mi proceso de búsqueda y a retomar mi agenda de contactos". Su oportunidad de trabajo llega a través de un familiar que conoce a Juan Diego, propietario de la tapería abreboca, quien a pesar de saber su historia y su paso por prisión, no muestra ningún prejuicio y le muestra su apoyo.

Desde junio trabaja en la tapería abreboca como ayudante de cocina. "sólo puedo tener palabras de agradecimiento hacia mis compañeros, que me han tratado como uno más y siempre han estado a mi lado para ayudarme en lo que necesito".  Ramón dice que ahora ve la vida de otra manera. "He aumentado mi familia con la llegada de mi hijo Rubén que ya tiene 3 meses y mi motivación es seguir mejorando día a día".   Su historia tiene que ser un estímulo para todos los que viviendo una situación difícil buscan trabajo en estos momentos.

En la foto Ramón aparece en medio de dos compañeros de la Tapería Abreboca de El Limonar.



Comentarios (0)
Solamente los usuarios registrados pueden dejar comentarios

Formulario de acceso

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Ya se han establecido las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial del sitio. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas , consulte nuestra política de cookies.

Acepto las "cookies" de este sitio.

EU Cookie Directive Module Information